Seguinos

Jovenel Moïse, el dictador de Haití asesinado en su casa y que se negó a entregar el poder al finalizar su periodo

Internacionales

Jovenel Moïse, el dictador de Haití asesinado en su casa y que se negó a entregar el poder al finalizar su periodo

Jovenel Moïse, el dictador de Haití asesinado en su casa y que se negó a entregar el poder al finalizar su periodo

Moïse fue asesinado la madrugada de este miércoles 7 de julio, cuando un grupo de hombres armados irrumpió en su residencia privada en Puerto Príncipe, la capital del país más pobre de América Latina.

Un «outsider» de la política

Moïse era un total desconocido en la primavera de 2015, cuando el expresidente Michel Martelly lo nominó como candidato a la presidencia del partido de centroderecha Tèt Kale, que él mismo había fundado en 2012. Una de sus cartas de presentación durante la campaña electoral haitiana fue su origen rural. Su segunda bandera fue el éxito logrado en algunas de sus iniciativas empresariales.

Así consiguió llegarle al electorado de regiones con grandes dificultades económicas, presentándose como un ejemplo de que era posible salir adelante. Cuando asumió la presidencia de Haití el 7 de febrero, era la primera vez que Moïse ocupaba un cargo público en su vida.

Una presidencia controvertida

De acuerdo con la oposición haitiana, el mandato de cinco años de Moïse debería haber terminado el 7 de febrero de 2021, cinco años después de la dimisión de Martelly.

Sin embargo, Moïse alegaba que le quedaba un año más en el puesto, pues no asumió la presidencia sino hasta el 7 de febrero de 2017. La demora de un año se debió a las acusaciones de fraude electoral que finalmente lograron que se anulara el resultado de las elecciones de 2015 y se organizaran nuevas elecciones, en las que él obtuvo la mayoría de los votos.

El 7 de febrero de este año, el día en que sus oponentes consideraban que su mandato debería haber terminado, Moïse informó que se había frustrado un «golpe de Estado para derrocar a su gobierno y asesinarlo».

Después, en octubre de 2019, suspendió por dos años las elecciones parlamentarias. En enero de 2020 Jovenel Moïse disolvió el parlamento y empezó a gobernar por decreto.

Las elecciones para un nuevo parlamento deberían realizarse en octubre de 2021, es decir, un mes después de las presidenciales de septiembre de este año, a las que Moïse no podía presentarse.

Sin embargo, para ese mismo día, el ahora fallecido mandatario había convocado a un referendo para una nueva constitución. Aunque él decía que era para «modernizar» la Carta Magna, sus críticos sospechan que quería eliminar el artículo que impedía su reelección.

En el mismo comunicado en el que anunció la muerte de Moïse, el primer ministro interino Claude Joseph aseguró que se «han tomado todas las medidas para garantizar la continuidad» del Estado haitiano.

Libertad Digital

Comentarios

Más en Internacionales

Hasta arriba